Ya existen robots que intentan expresar emociones para que los sintamos más cercanos cuando nos asistan o nos rescaten. Este es un viaje tecnológico que toca lomás filosófico de la naturaleza humana. Por un lado, tenemos elmundo de lasmáquinas: frío, preciso, exacto,mensurable, funcional. Por otro, la parte que nos hace más humanos: la capacidad de sentir, llorar, enfadarse… Para ser capaces de dotar de sentimientos a las máquinas tenemos que entender primero cómo funcionan, analizarlos, deconstruirlos en sus detalles más pormenorizados y tratar luego de crear algoritmos y mecanismos que reproduzcan estos sentimientos en el ser inanimado.